12/08/2018

ofrecer soluciones simplonas también es una noticia falsa

Esta semana apareció otra guía para detectar noticias falsas, esta vez de la BBC. También varias notas sobre medios que quebraron o buscan comprador. Es buen momento para pensar en las ocasiones en que las guías para detectar noticias falsas sirven de poco.


Cuando todo lo que queda de un medio es el nombre. El caso más notorio es Newsweek, publicación antigua que alguna vez perteneció al Washington Post y luego estuvo asociada a The Daily Beast... y que ahora está ligada a un culto evangélico. Un culto evangélico loquísimo.

La guía dice "busca el titular en Google, si es verdadero, es probable que otros medios confiables la hayan reproducido".  Newsweek sigue siendo citado por otros medios. Incluso The Guardian, que fue de los primeros en advertir lo raros que eran los nuevos dueños de Newsweek, cita a ese medio ocasionalmente.


Cuando el mundo olvida errores graves. The Atlantic, que tiene más de siglo y medio de historia, cayó en blandito cuando los demás medios iban en picada: fue adquirido por la fundación de Laurene Powell Jobs y así inició una nueva etapa.

El problema es que en esta nueva etapa su jefe de redacción es uno de los que aseguraban que Irak tenía armas de destrucción masiva. No contento con eso, en 2010 anunció que estaba por ocurrir el ataque definitivo contra Irán. Como ninguna de las dos notas fue cierta cabe preguntarse de dónde saca esas cosas y cómo es que sigue teniendo una carrera. En ambos casos ha respondido "le creí al oficial de inteligencia equivocado" y el mundo replicó "ah, menos mal".

La guía dice  que revises si la nota tiene autoría y si ese autor es respetado. En este caso tenemos un medio considerado serio, pero con un jefe que prefiere regar la manzanilla y luego pedir disculpas.


Esas cuentas inofensivas. Este año tumblr reveló las cuentas troll rusas que habían operado durante las elecciones de 2016 en EEUU (cuentas que ya habían desaparecido pero todavía podían verse en Wayback Machine). Lo más notorio era lo inofensivas que parecían: compartían textos interesantes o prácticos, también apoyaban a BlackLivesMatter y a varias minorías perseguidas. Sólo hasta que se acercaron las elecciones comenzaron a arrojar mensajes para envenanar el discurso electoral.

Fue un difícil (y profesional) trabajo de meses de buenondismo para mandar algunos pocos pero efectivos mensajes nocivos. Dice la guía que siempre revises el contexto, y en este caso el contexto dice poco. La información proviene de cuentas que no habían hecho nada sospechoso.


Las guías fáciles y buscar respuestas en notas como ésta. El artículo más conocido de danah boyd, "You Think You Want Media Literacy...", advertía del riesgo que corremos cuando se quiere formar conciencias críticas de manera chambona.

Si los maestros ponen a sus estudiantes ejercicios de comparar a CNN con Fox, los estudiantes terminan fastidiados de ambas cadenas. Algunos comienzan a consumir alguna otra fuente más llamativa, y más desquiciada que cualquier cosa que pudiera aparecer en CNN o Fox.

Ese artículo no termina con ninguna solución recomendada. No hay más que seguir quemándose las pestañas y seguir escarbando por el resto de la vida. Una solución fácil, que cabe en diez párrafos o una infografía, puede ser otra forma de noticia falsa.

No hay comentarios.: