2/15/2005

alarm

Este asunto de los hypes va cada vez más rápido. Silent Alarm (Wichita, 2005), álbum debut de Bloc Party (el año pasado sacaron un elogiado EP) acaba de ver la luz y ya están Pitchfork y Stylus cediéndole el trono que hasta no hace mucho era de Franz Ferdinand, Interpol o los Yeah Yeah Yeahs.

Como podrán adivinar, se trata de otra resurrección del post-punk y el rock de guitarras. You get all the usual scrubbed-up gifts: the slower song, the slower song that turns into a faster one, the one with the studio effects, the one with the handclaps. Y aunque sea así de predecible nos va a gustar. Y gustará a todo el mundo.

Si hace cinco años nos hubieran dicho que la siguiente resaca retro desembocaría en el post-punk habría sonado a buenas noticias. Curiosamente, había más post-punk en el ambiente cuando el retro miraba hacia Neil Young o la psicodelia que hoy día. Al rato nadie me va a creer que en 1995 podías almorzar viendo en un canal de TV videos de Joy Division y Bauhaus.

No hay comentarios.: